Tipos de Albahaca más comunes

tipos de albahaca mas comun

Seguramente estarás de acuerdo conmigo en que no hay nada más refrescante en verano que una buena infusión que tenga como ingrediente la albahaca. En la temporada más cálida del año, las hojas de la albahaca pueden llegar a crecer cerca de los 10 centímetros de largo y 5 de ancho.

Esta planta es dulce, ligeramente amarga y es una de las especias favoritas por los chefs en la cocina, sobre todo la mediterránea. Hay muchos tipos de variedades de albahaca, posiblemente más de las que podamos enumerar. Esta hierba se usa en cocinas de todo el mundo, desde la asiática hasta la americana, variando el sabor que le otorga a los platos, desde el picante hasta el amargo. 

Consideramos a la albahaca como una hierba que puede comerse en todas sus clases, sin embargo, debemos tener en cuenta que no todos los tipos de albahaca que encontramos son comestibles. Existen variedades que se utilizan exclusivamente para repeler insectos, cuyas hojas han sido alteradas químicamente para conseguir el efecto repelente.

A pesar de esto, en caso de ingerir un tipo de albahaca que no sea comestible, no hay porqué alarmarse, dado que si no hemos consumido grandes cantidades, no resulta tóxica. Aún así, en caso de sentirse mal, deberás acudir a tu médico con el objetivo de hacerte un diagnóstico.

Principales Tipos de Albahaca

Albahaca Morada

Con un aroma fuerte, nos encontramos esta variedad de albahaca que puede llenar de color nuestro jardín, otorgándole un aspecto distinto. Este tipo de albahaca, es un excelente condimento para la cocina tradicional mediterránea, y más concretamente para los platos italianos y griegos. 

A pesar de que el sabor de esta variedad es más intenso que el de la albahaca dulce, se puede utilizar en cualquier receta que requiera de este condimento. 

Si de algo presume esta variedad, es la de ser una excelente fuente de vitaminas A, B6, C y K, además de contener un buen puñado de los minerales más esenciales, como el calcio, hierro y potasio.

Tipo de albahaca morada

Albahaca Genovesa o Dulce

La albahaca dulce o genovesa pertenece a la familia de las lamiáceas y es posiblemente una de las clases de albahaca más comunes en todo el mundo. Sus flores son conocidas por ser verdes, suaves y brillantes y es un ingrediente fundamental para conseguir hacer la salsa pesto, una de las más conocidas en el mundo culinario.

Este tipo de albahaca tiene un aroma distinguido. No encontrarás otro tipo de albahaca en el supermercado, ya que es la más fácil de cultivar y exportar y sus cuidados no son realmente exigentes. La altura que puede llegar a alcazar esta planta, es de medio metro de alto. 

albahaca genovesa

Albahaca Tailandesa

Esta clase de albahaca, como su propio nombre indica, es muy común en el continente asiático, sobre todo en Tailandia, Vietnam y Camboya, donde este condimento es agregado a los platos salteados infundiéndolos así del excelente aroma de esta planta. 

El sabor de esta variedad de albahaca suele ser picante, llegando en algunos momentos a ser incluso agresivo en el paladar cuando se come crudo, pero pierde mucha parte de esta potencia una vez es cocinado. 

Sus hojas son más claras y brillantes que la de la albahaca común y tiene unos tintes morados en sus ramas y hojas. Puede llegar a alcanzar hasta los 50 centímetros de altura y es una delicia disfrutar de su belleza una vez ha florecido por completo.

Es muy común utilizarla en todo tipo de infusiones, ensaladas y platos orientales. 

Albahaca tailandesa

Albahaca de Ópalo

Una de las clases más desconocidas de albahaca posiblemente. Este tipo de albahaca agrega un fantástico color burdeos al plato gracias a su tallo, hojas y flores de color morado. 

A pesar de tener un color muy diferentes, esta clase de planta, propone un sabor muy similar al de la albahaca genovesa, por lo que es ideal para realizar salsas y agregar a platos de la misma manera que hacemos con ella.

Albahaca opalo

¿Cómo distinguir los diferentes tipos de albahaca?

Seas experto o no sobre esta planta, diferenciar las diferentes variedades de albahaca, no debe resultar demasiado complicado. Lo primero que podemos utilizar para distinguir cada tipo de albahaca, es como no, el aspecto. De un simple vistazo podemos apreciar el tono que posee la hoja de cada planta y de esta manera aprender a distinguirla del resto.

En segundo lugar, podemos utilizar nuestro olfato para clasificarlas. A pesar de que distinguirla a través de su olor, es tarea algo más difícil de inicio, no debemos caer en la tentación de decir que todas huelen igual. No es cierto, ya que cada clase de albahaca, tiene un sabor personalizado que solo acabaremos distinguiendo con el tiempo.

Y por último, siempre nos quedará el gusto. Probar cada clase de albahaca, nos va a permitir diferenciarlas rápidamente. Sin embargo, esto ya requiere usos culinarios. 

Además de las clases y tipos de albahaca, te puede interesar